Publicidad

Publicidad

Buena Pinta, un cielo de birras en pleno centro

Todo sobre Buena Pinta, la nueva cervecería de importación ubicada en el centro de Albacete. Te enseñamos su carta, precios y local.

En portadaLOCALES Y ESTABLECIMIENTOS

Escrito por:

C/ Jesús Nazareno, 1, 02002 Albacete

LUNES: Cerrado

MARTES: 18:30-24:00

MIÉRCOLES Y JUEVES: 12:00-16:00, 18:30-24:00

VIERNES: 12:00-16:00, 18:30-3:00

SÁBADO: 12:00 – 3:00

DOMINGO: 18:30 – 24:00

El pasado 16 de octubre comenzaba la andadura de un nuevo local en Albacete. Buena Pinta, creada por Fran, Manu y Roberto, es el local perfecto si lo que te apetece es una cerveza de importación. Un sitio donde probar marcas de cerveza que no encontrarías en otros sitios, a solo algunos pasos de la zona de fiesta de Albacete capital. 

Desde El Gambitero nos hemos pasado por allí y hemos tenido la oportunidad de que ellos mismos nos cuenten en qué consiste exactamente este proyecto. Con apenas 20 días de vida, están teniendo una sorprendentemente buena acogida. ¿Hay birra después de la muerte? Ante la duda, será mejor que vayamos y aprovechemos en vida. Por si acaso. 

CERCA DE 25 VARIEDADES DE CERVEZA

Buena Pinta - Carta

Si hay un signo distintivo de este local, este es, por supuesto, su carta. Que en un local en pleno centro ofrezcan cerveza no es algo que sorprenda a nadie. Lo que sí es llamativo es que dispongan de más de 25 referencias diferentes, marcas procedentes de muy variados países. 

Y la carta de cervezas no está cerrada, sino más bien todo lo contrario. Se espera que vaya creciendo progresivamente. “Dentro de muy poco tiempo vamos a tener la primera cerveza de mantequilla con alcohol de España. Se llama Horrocrux“, nos explica Fran. Es fácil imaginarse a todos los ‘potterheads’ gritando a coro: “Shut up and take my money!”.

Pero no solo hay alternativas más frikis. Tienen opciones para todos los públicos, desde cerveza sin gluten de importación hasta un par de sidras premium. La marca de estas últimas es Kopparberg, y la lata de medio litro vale 3,80€. Y, si el alcohol no es lo tuyo, siempre puedes pedir un refresco. 

PRUÉBALA ALLÍ O LLÉVATELA A CASA

En cuanto a cervezas de grifo, tienen Heineken, Radler y varias de importación. El precio oscila entre los 3,50 y los 5€ según la marca y tamaño, que puede ser de caña o pinta. También tienen una gran oferta de cervezas en botella, de 33cl (generalmente entre 3,80 y 4€ para aquellas marcas no tan comunes) y de 50cl (las que tienen actualmente rodan los 4€).

Delirium tremens, Chouffe, De Bassus o Weihenstephaner son solo algunas de las marcas que encontramos en su carta. En cuanto a productos locales, disponen también de Cervezas 69, de Chinchilla. “Tienen cuatro cervezas propias y luego hacen colaboraciones con otras cerveceras”, nos cuentan. 

Cuando les preguntamos por la cerveza más cara de su carta, nos hablan de Gulden Draak, con el tercio por 4€ y la pinta por 5,50€. “Es una cerveza belga tostada, belgian strong ale de 10,5 grados y de precio algo más elevado que otras marcas”, explica Roberto. 

Cada semana ponen una cerveza diferente en promoción, aunque el precio depende de la marca.  Además, las botellas se pueden llevar a casa como recuerdo sin ningún tipo de problema. 

ACTUALIZADO (27 de enero de 2019) – ¡Ya tienen carta de comidas! Dicen que lo bueno se hace esperar, y la verdad es que nosotros hemos tenido oportunidad de probar un par de ellas para enseñárosla. Hay tablas de quesos (6€), croqueticas de jamón y boletus con salsa de queso fresco a la ceveza negra, pan(4,20€ por 4 unidades), unas riquísimas patatas con salsa brava casera (4,50€), tostas de jamón (6,50€), fingers de pechuga de pollo macerados en cerveza tostada (5€)…  Pero lo mejor es que vayas y lo pruebes tú mismo. ¡Nosotros no nos hemos arrepentido!

 

UN LOCAL ESPACIOSO Y ACOGEDOR

Pero no todo en un local es su carta. Cuando vamos a un pub o bar, queremos estar en un sitio agradable y acogedor, con un ambiente que nos invite a quedarnos dentro. Y eso, desde luego lo consiguen con creces.

Buena Pinta - local

Nada más entrar, en la pared de la izquierda nos recibe un enorme y original graffiti que simula las manos de Dios y de Adán de ‘La Creación de Adán’ de Miguel Ángel. ¿La novedad? Esta vez Dios va cerveza en mano. Encima, la pregunta que nos hacíamos antes -y uno de los lemas del local- nos llama la atención: ¿Hay birra después de la muerte?

Conforme avanzamos, apreciamos que, a pesar de no ser un sitio gigante, tampoco es pequeño. En su favor juega la baza de que han decidido no sobrecargar de mesas todo el estabecimiento, como sí hacen otros pubs y bares del centro. Personalmente, consideramos que se trata de un punto muy a su favor.

Se puede disfrutar de una cerveza tranquilo, sin agobios y sin el problema de casi no caber en la silla por tener a alguien sentado demasiado cerca.  También tienen una terraza muy amplia para aquellos días en que el frío nos da a los albaceteños algo de tregua.

En las paredes, hay multitud de motivos decorativos que aluden todo el rato a su oferta principal: la cerveza. Botellines enmarcados son solo alguna de las muestras que evidencian también a nivel estético que, si quieres una buena birra, estás en el lugar adecuado. “Hemos estado todo el verano decorando esto nosotros mismos, para que quedara un local bonito y acogedor”, cuenta Manu, evidentemente orgulloso del resultado.

SABE MEJOR SI HAY ARTE DE POR MEDIO

Y, como colofón a un local que de por sí ya es francamente estético, los dueños de Buena Pinta han decidido que todo entra mejor con un poquito de arte. Muestra de ello es la pared que tienen reservada como espacio para exposiciones.

Al fondo del local a la izquierda, bajo un título que reza Galería de arte a modo de graffiti pintado en la pared, encontramos unas cuerdas de las cuelgan varias fotografías de diferentes lugares del mundo. “Ahora mismo están expuestas las fotos de un amigo que es fotógrafo de viajes. Se llama Juanma Agudo y hace unas instantáneas preciosas”, nos cuentan Fran y Manu. 

Cualquier artista o fotógrafo puede, de manera gratuita, ponerse en contacto con ellos y exponer en ese espacio sus fotografías, según nos explican. Y, si alguien está interesado en comprar alguna obra, ellos facilitan el contacto del autor para que la transacción se realice.  “Es una manera de apoyarnos, especialmente entre la gente joven que busca abrirse un hueco. Si no nos apoyamos entre nosotros, ¿quién va a hacerlo?”, recalca Manu. 

No les falta razón en absulto, pienso. Y con un  buen sabor de boca me voy del local, sabiendo que se trata de una iniciativa llevada a cabo por gente joven y profesional que parece estar poniendo mucho cuidado y amor en lo que hace, con muchas ganas de crecer y hacer las cosas como se tienen que hacer. Les irá bien, me gustaría creer. Y creo que no me equivocaré, porque Buena Pinta tiene, valga la redundancia, muy muy buena pinta.

Publicidad

Publicidad

Comments are closed.