Publicidad

Publicidad

Fábrica-bar La Nena: un producto local, artesanía y cerveza “que sabe a cerveza”

Nos dejamos caer por Fábrica-Bar La Nena para contaros cómo es el local y qué tipo de opciones podéis encontrar en su carta.

En portadaLOCALES Y ESTABLECIMIENTOS

Escrito por:

C/ Blasco Ibáñez, 9

LUNES: De 18:30 a 1:30

MARTES Y MIÉRCOLES: De 12:30 a 1:30

JUEVES Y VIERNES: De 12:30 a 2:30

SÁBADO: De 12:30 a 00:00

DOMINGO: De 12:30 a 16:30

REDES SOCIALES: Facebook e Instagram

TELÉFONO: 636 61 11 65

Son las 18:30 de la tarde de un lunes cualquiera. Frente a nosotros, una gran puerta de madera en color carmesí. En ella, un letrero nos invita a pasar sin llamar. Y al abrirla, entramos en Fábrica-bar Cervecería La Nena.

Es un lugar nuevo para nosotros, del que hemos oído hablar en buenos términos, así que decidimos probarlo nosotros mismos para daros nuestras impresiones y contaros qué es lo que podéis encontrar allí. Desde la misma entrada es palpable el gusto por el producto artesano, lo propio, lo nuestro.

UN ESTABLECIMIENTO DE ‘LOOK’ RETRO Y CORAZÓN ALBACETEÑO

Un pequeño recibidor en colores blancos, cremas y madera nos recoge, nos invita a pasar. Giramos a la izquierda y hay una pequeña sala con una barra y mesas, que se puede continuar a la izquierda.

Allí está Francisco Moreno, encargado del establecimiento. Tomamos sitio en una acogedora y pequeñita mes de madera. Francisco nos pregunta amable y sonriente qué vamos a querer. “Dos rubias y, si es posible, una entrevista”, contestamos.

Él nos cuenta que el local lleva abierto desde el día 7 de abril de 2017. Por lo general, el ambiente recuerda a lo rural, a lo tradicional.

Hay recipientes de cerámica, bonitos cuadros e incluso exponen el grano y el lúpulo conforme son al natural para que la gente pueda ver con qué material se elabora la cerveza. La atmósfera es perfecta para conversar tranquilamente, cerveza en mano, disfrutando de una buena ‘birra’.

REFORMAS PARA MEJORAR EL ESPACIO

Siguiendo hacia la izquierda, encontramos otra sala con mesas. En ella, nos cuenta, han instalado recientemente barras laterales. Después, hay un amplio patio con mesas de colores y que nos resulta francamente encantador. Es espacioso, con plantas y un ambiente alegre y relajado.

Al atravesar este patio encontramos la última sala de ‘La Nena’. “Estamos rehabilitándola un poco, para que en este ‘anexo’ se pueda dar cabida a esa gente que los fines de semana, por aforo, se queda un poco fuera”. El espacio, además, está pensado para ser polivalente, con mesas que se pueden plegar verticalmente y pegar a la pared por medio de una polea. Así, todo queda completamente despejado para habilitarlo de cara a cualquier evento que organicen.

GUSTO POR FOMENTAR LA CERVEZA LOCAL

“En un principio ofertamos variedad de cerveza artesana. Intentamos que nuestra cerveza como marca tenga presencia en la carta. Pero además tenemos otros nombres”, detalla Francisco. 

Y sí, si no recordabas de qué te sonaba ‘La Nena’, ya lo sabes. Ellos tienen su propia marca de cerveza hecha en Albacete que se puede encontrar en muchos bares y locales.

“Hemos sido hasta ahora una microcervecera y empezamos con seis estilos diferentes. Sin embargo, por demanda nos hemos tenido que centrar temporalmente en la rubia“, nos explica. En carta, intentan que “todas las cervezas sean lo más cercanas y, a poder ser, de la provincia. Ahora mismo hay de Chinchilla, de Jumilla, de Hellín, de Madrid (la más lejana), Ciudad Real…”, explica.

“El local está preparado para hacer aquí cerveza, pero por actualización de las legislaciones no nos dejan ‘con lo puesto’. Tenemos una zona habilitada, pero tendríamos que ponernos a hacer obra, así que preferimos dejar la fabricación para la fábrica en Chinchilla“, cuenta Francisco.

CERVEZA “QUE SABE A CERVEZA” Y OPCIONES PARA NO IRTE CON EL ESTÓMAGO VACÍO

En su carta, ofrecen bastante variedad. “Nuestro punto fuerte es el grifo de cerveza aunque también ofertamos algunos tercios. Algunos tercios son fijos, otros no”. Vemos nombres como La Maldita, Ilúnica, Crazy Bee, 69, La Verbena o Yakka.

Tienen cerveza, pero también hidromiel, cerveza sin alcohol “que sabe a cerveza”, refrescos, vino o café. Francisco nos cuenta que la carta se ha ido ampliando para satisfacer las demandas de los consumidores.

“Al dedicarnos íntegramente como especialidad en la cerveza, nosotros no es que no dejemos entrar a la cerveza industrial, es que no nos parece cerveza”. Ellos apuestan por un tipo de cerveza que realmente sepa a cerveza, tenga cereal y sea un jugo con sustancia. “Pretendemos acostumbrar a la gente a otra clase de paladares ante la cerveza”, afirma.

“En mi opinión la cerveza de barril está bastante mejor que el tercio porque viene más fresca. La cerveza que estáis probando ahora mismo, por ejemplo, tiene cuatro semanas. En cerveza embotellada o industrial, lo más fresco que te puedes echar a la cara son 6 meses o más, y eso se nota. No sabe igual”.

Pero también tienen propuestas para cuando aprieta el hambre. Desde pizzas artesanas cuya masa está hecha de cerveza negra y germen de trigo (12€) hasta regañás con lomo, jamón, ensaladilla o hummus entre muchas otras variedades (3€). También puedes tomar 5 salchichas alemanas con tres salsas y chucrut (12€), o elegir una de sus muchas tablas (entre 5 y 12€). Hay además sardinas, ventresca, zamburiñas, pulpo, navajas y otras opciones de “lateo” (de 3 a 8€).

PERO TAMBIÉN CULTURA, ARTESANÍA Y OCIO

Al preguntar a Francisco sobre la acogida de La Nena, su respuesta es que generalmente la gente joven suele salir contenta del local. “A lo mejor una persona algo más mayor, que ha pagado poco dinero toda la vida por una cerveza, puede tal vez ver nuestros precios sin mirar la calidad de la cerveza. Sin embargo, yo veo que la gente se va mucho más contenta que descontenta”, cuenta orgulloso.

Además, se trata de un local en el que se organizan diferentes quedadas y eventos que ayudan a dinamizar la cultura en Albacete. Propuestas como Salir con Arte o los Domingos Artesanos, de las que ya te hemos hablado en nuestros artículos, son acogidas entre sus paredes.

También hacen en ocasiones eventos del Colectivo Albacete Innova ‘La Caña’. “En Noviembre vinieron algunos chicos a presentarnos el maridaje con insectos“.

El evento, nos cuenta, se llamaba ‘Póngame un insecto en mi sopa: acabarás comiendo insectos y lo sabes’, y en él explicaron qué usos y propiedades puede tener un insecto en nuestra dieta. “Yo probé unos grillos a la barbacoa, por ejemplo”, nos cuenta divertido. “Sus temas son del estilo, bastante curiosos y particulares“.

También recogen Encuentros de Cerveceros Caseros y han celebrado fines de semana de sushi. Pero es que además también han acogido convenciones de trabajo, ¡o incluso una boda!

Antes de despedirnos, le preguntamos qué diría a alguien de que no tuviera claro si ir a conocer la Cervecería La Nena. “Yo invito a que, quien quiera conocernos, pruebe una de nuestras maravillosas cervezas artesanas. Y además, a que venga a disfrutar de un espacio atípico, tranquilo, con música que no es comercial, en el que se puede hablar y entablar una conversación tranquilamente”, responde.

Un local precioso, gusto por lo local y fomento de la cultura se dan la mano en La Nena, “el lugar donde la cerveza sabe a cerveza”.

Publicidad

Publicidad

Comments are closed.