Publicidad

Publicidad

‘Tu fiesta Albacete’: música y solidaridad por los niños del Hospital

Los artistas Nieves Navarro, Alicia Chaia, Jonathan Fernández, Mauricio Leiva y Antonio García se daban cita el sábado en Awenn por una buena causa: conseguir juguetes para los niños del Hospital.

ASÍ PASÓ

Escrito por:

La Navidad está ya aquí y, con ella, suelen aparecer muchas iniciativas de tipo solidario. La idea es que se puede ser feliz -¡muy feliz!- ayudando a hacer felices a los demás. Nadie dijo que solidaridad y diversión tuvieran por qué estar reñidos. Y eso lo saben muy bien en ‘Tu Fiesta Albacete’. Este evento se celebró el pasado sábado en Awenn en colaboración con la asociación Más Que Una Ilusión.

Fue un fiestón por todo lo alto por una causa aún mejor: conseguir juguetes para los niños y niñas del Hospital de Albacete. A las seis de la tarde se abrían las puertas de Awenn para recibir a toda la gente expectante de diversión solidaria. Quien quisiera entrar, tenía dos opciones: o bien pagar una entrada-donativo de tres euros, o bien traer ya comprado su propio juguete y entregarlo a los organizadores.

Entre las seis y las siete, el local se iba llenando de corazones solidarios y se empezaba a crear expectación. Llegadas las siete en punto, daba comienzo el espectáculo musical.  Este fue introducido por la actriz, monologuista y presentadora Charo Romero. Charo no podía dejar pasar la oportunidad sin agrader a Awenn su trabajo: “Awenn siempre da oportunidad a artistas tanto de Albacete como de fuera de que expongan su talento, y más aún cuando se trata de buenas causas como esta”.

Charo Romero

5 ARTISTAS, UNA CAUSA Y MÚSICA DESDE EL CORAZÓN

Como bien es sabido, una fiesta no es una fiesta si no hay buena música de por medio. El problema se solucionó rápidamente, cuando Mauricio Leiva a la guitarra y Antonio García al cajón subían a la palestra. Junto a ellos, se irían sucediendo a lo largo de la tarde diferentes voces a fin de amenizar Tu Fiesta Albacete, una jornada bonita y solidaria.

 

La primera en saltar al escenario fue Nieves Navarro, que con su potente chorro de voz deleitaba a los presentes y hacía que fuera inevitable mover el cuerpo a su ritmo. Vozarrón pero, además, mucho sentimiento e intensidad en cada nota. Y eso lo percibieron los asistentes durante los dos temas que interpretó: ’90 minutos’ de India Martínez y ‘Vivir’ de Rozalén y Estopa.

La siguiente en subir al escenario fue la artista argentina Alicia Chaia. Alicia lleva casi dieciocho años ya en España. “Siempre queremos colaborar y ayudar a la gente en estas cosas, creo que por lo menos una vez al año hay que hacerlo”, afirmaba justo antes de desplegar su talento sobre la palestra para los asistentes.

Interpretó dos temas: ‘Hoy voy a verte de nuevo’ de Gloria Estefan y ‘Candombe de mucho palo’, preciosa canción tradicional que se cantaba en la época de la esclavitud y que dice que “al amor hay que darle mucho palo para que no aprenda a volar”. Ni con todo el palo del mundo se podría cortar el vuelo del amor de todos los allí presentes, volcados en la música y con el corazón en una causa tan maravillosa como hacer feliz a un niño.

Tu Fiesta Albacete seguía con Jonathan Fernández. Él, tras hacer algunos coros para Alicia Chaia se quedaba en el escenario con su talento, su gracia y su potencia. “Yo soy hombre de pocas palabras, pero agradezco mucho que estéis aquí y más por esta causa”. Con ‘Como una mujer’ del Parrita y ‘Quiero que me beses’ de Niña Pastori, la magia ya se había creado. Y después, diez minutitos de descanso para solucionar un pequeño problema con el sistema de altavoces. Pero… tranquilos, ¡que aún queda mucha fiesta!

TRES BESTIAS INDIVIDUALMENTE, UN EJÉRCITO DEL RITMO EN CONJUNTO

Y, si escuchar sus ritmos aflamencados y toda esa pasión individualmente ya era capaz de ponerle a uno la piel de gallina, ¡imaginaos con todos juntos! El siguiente paso fue una actuación conjunta, con estos cinco talentos subidos al escenario y derrochando alegría y talento por los cuatro costados. Jonathan cogía también su guitarra y, con ello, comenzaba la fiesta. “Quiero ahora el subidón y palmas hasta que se queje el vecino, y me da igual el jefe”, bromeaba Jonathan. Pero sus deseos fueron órdenes.

Porque si hasta ahora la gente se divertía, cuando todo este talento explota junto, la fiesta llega a su punto de efervescencia. Las cerca de 70 personas allí presentes no pueden sino bailar. Alegría, baile, talento flamenco, ritmo y buen humor. Palmas, sonrisas y muchas ganas de pasarlo bien.

Porque, como decíamos, no hay nada más bonito que sumar talento, ganas y solidaridad por una causa como es garantizar la sonrisa de un niño.

Publicidad

Publicidad

Comments are closed.